El centrocampista serbio ha resaltado el constante trabajo del grupo para mantener la racha de victorias, y la actuación del equipo hoy para llevarse los tres puntos tras haber peleado el partido cada minuto.





Debíamos ser pacientes: "Sabíamos que iba a ser complicado, teníamos que tener paciencia después de no marcar en la primera parte, seguir jugando, buscando a los laterales que tenían espacios libres. Aleix estaba libre tras un cambio de juego y así llegó el gol".

7 partidos sin gol en contra: "El secreto de este logro es el equipo, seguir con la concentración y el hambre de querer ganar todos los partidos. Somos un equipo muy unido y fuerte, así debemos seguir".