El Sevilla vence al Granada con goles de Rakitic y Ocampos y se asegura la plaza en Champions para la temporada que viene

Primera parte: El gran juego sevillista hizo que se fueran con ventaja a vestuarios

El Granada comenzó con una presión muy alta que complicó mucho las cosas al Sevilla durante los primeros compases del encuentro, en el que no habían ocasiones ni un dominio claro de ningún equipo. La primera ocasión sería para los sevillistas, con un buen pase entre líneas de Acuña hacia el Papu, que con un toque se acomodó el balón para finalizar, pero se le marchó por encima del travesaño. Tuvo un par de minutos de asedio el Sevilla sobre el Granada, con unos córner consecutivos que obligo al Granada a recular, pero no lograban los locales asustar a Rui Silva.

Sería el Sevilla quien abriría el marcador. Una buena prolongación en largo de Acuña hacia Ocampos que, con un sensacional toque de primeras se quitó de en medio a Nahuén Pérez para posteriormente, desde línea de fondo, poner un balón a Papu, que caería dentro del área provocando un penalti que Rakitic, desde los once metros, transformaría para poner el 1-0.

El Sevilla se acercaban más al segundo que el Granada al empate, no paraba de atacar el conjunto de Lopetegui, que con centros lateral encontraba a De Jong, que remataba todo pero no lograba anotar, además de un centro del campo muy activo que no paraba de probar a Rui Silva y no le daba chance de avanzar al conjunto nazarí.

Segunda parte: El Sevilla se llevó 3 puntos pese al susto del final

La segunda mitad comenzó con el mismo tono que la primera, una buena presión del Granada que le complicaba las cosas a los hispalenses. Pero 'Papu' que estaba muy activo, hizo un gran desmarque en un saque de banda, quedándose prácticamente solo en línea de fondo, y poniendo un balón entre al punto de penalti que cazaría Ocampos para aumentar la ventaja en el electrónico.

A partir del segundo tanto el encuentro bajó la intensidad. El Granada tocaba el balón pero no lograba crear peligro a Bono, que en lo poco que tuvo que intervenir, estuvo seguro. El Sevilla tuvo también ocasiones para matar del todo el partido, de la mano de Rakitic, que no golpeo cómodo un buen balón de Ocampos. El Granada aportaría distancias desde lo once metros, una mano de Acuña al borde del descuento en la que el colegiado señaló penalti que Soldado no falló. 

El partido acabaría con uno de los momentos más surrealistas en la historia de La Liga. De Burgos Bengoetxea, tras pitar el final, pediría a los futbolistas que volvieran al terreno de juego para jugar 1' más de partido, tras un error con el tiempo añadido. Con la plaza Champions ya conseguida, los sevillista se pueden centrar en luchar por obtener el titulo liguero.

FICHA TÉCNICA 

Onces

Sevilla FC: Bono, Navas, Koundé, Diego Carlos, Acuña, Fernando, Rakitic (Gudelj, 85'), Papu Gómez (Óliver,  72'), Suso (Jordán, 58'), Ocampos (Mudo, 85'), De Jong (En-Nesyri, 58').

Granada: Rui Silva, Foulquier, Víctor Díaz, Nehuén Pérez (Machís, 45'), Germán, Neva (Molina, 71'), Puertas, Gonalons (Montoro, 58'), Yangel Herrera, Kenedy, Luis Suárez (Soldado, 67').

Goles

1-0 Rakitic (15')

2-0 Ocampos (52')

2-1 Soldado (90') 

Arbitraje 

De Burgos Bengoetxea, del comité vasco, amonestó a Acuña (89') y Koundé (91') en el Sevilla FC. Por parte de los locales fueron apercibidos Kenedy (33') y Montoro (87').