El equipo andaluz firma el mejor arranque de año del siglo, con 10 victorias en 12 partidos desde el 1 de enero.

Koundé y Rakitic celebran un gol ante el Barcelona.    (Foto vía: Sevilla FC)


La manera en la que los hispalenses han comenzado el año ha quedado sellada en la historia del club en el siglo XXI. En doce partidos disputados desde año nuevo, son un total de diez victorias, un empate y una derrota. Ya el año pasado, bajo los mandos de Lopetegui, el equipo sumó cuatro victorias, cinco empates y tres derrotas en los doce partidos que daban comienzo al año. Y si muramos a la 2018-19, los datos del inicio de año hacen que estos sean aún más destacados, con cuatro victorias, dos empates y seis derrotas.

Lo más parecido a las cifras cosechadas este año son un balance de ocho victorias, tres empates y una derrota que daban comienzo al 2016, a la par que 2017, que también se abrió con ocho triunfos, pero con dos empates y dos derrotas.

Además, el conjunto hispalense se apuntó su octavo triunfo consecutivo al ganar 2-0 en copa al FC Barcelona. El récord a batir es allá por 2006, cuando se cosecharon 12 victorias seguidas desde la vuelta de semifinales de la UEFA ante el Schalke 04 hasta el derbi de la tercera jornada de la siguiente temporada.