El principal responsable de la parcela deportiva en el Sevilla FC, transmitió sus sensaciones tras el choque disputado entre el club hispalense y el FC Barcelona

"Se me queda una sensación agridulce porque es verdad que los primeros treinta minutos no hemos sabido leer el partido y eso ante el Barcelona no se puede hacer. Pero a partir de ahí el equipo ha cambiado y en el segundo tiempo hemos sido superiores. Me quedo con la mejoría, pero me falta algo".


Elogió la entrada de Banega en el partido: "Él tiene esa pausa que en partidos contra equipos como el Barcelona se necesita".

Sobre algunos otros jugadores de la plantilla destacó la regularidad de Fernando y el crecimiento de Koundé: "En estos tres partidos Jules ha tenido una mejoría increíble".


Finalmente quiso acordarse del ex-portero sevillista Juan Carlos Unzué, -compañeros en el Sevilla- que padece la horrible enfermedad de 'ELA': "Es difícil mandarle un mensaje de ánimo cuándo él esta más fuerte que yo. Lo único mandarle un abrazo y que nos siga trasmitiendo esa fuerza".